Cómo crear afirmaciones Positivas

Cómo crear afirmaciones positivas

para contrarrestar las creencias que nos limitan y mejorar la confianza en nosotros mismos

 

El mundo que ves depende de quién te permites ser, de donde estás, desde qué perspectiva miras y hacía donde quieres ir, con qué objetivo en mente.

Todo lo que pensamos crea de alguna manera nuestro futuro, así que de algún modo somos responsables, en un sentido creativo, de nuestras experiencias.

“Un minuto con un pensamiento negativo deja el sistema inmunitario en una situación delicada durante horas.”


Nuestra forma de ver el mundo crea nuestra realidad. Así que el momento del poder es siempre el presente.

En nuestros peores momentos, pensamos: «Yo no sirvo...». Pero esto, no es más que una idea, y una idea se puede cambiar.

Tenemos un patrón general de creencias que interactúan, nuestras lentes perceptivas bloquean nuestra percepción y nuestra experiencia personal. Cómo saber cuáles son las creencias que nos limitan: Ahora mismo si puedes, coge un papel y un boli, y escribe una lista sobre qué te decían y transmitían de niño y adolescente acerca de: Dinero, trabajo, placer, ocio, cómo eras como hijo, lo que significa ser padre, sobre el mundo, sobre la inteligencia, tus habilidades, destrezas, estudios, sexualidad, tu cuerpo...

No hace falta acordarse de las frases en concreto, pero si lo que nos transmitieron. No solo lo que nos decían, si no también lo que nos transmitían con su ejemplo.


Una vez tengas tu lista, remarca todas aquellas ideas que crees que te pueden estar limitando, como por ejemplo:

- La vida es una lucha.
- El mundo es peligroso.
- No puedes confiar en la gente.
- Si eres bueno se van a aprovechar de ti.
- Si no estudias no serás nadie.
- Hay que quedar bien con la gente.
- Los chicos solo quieren una cosa.
- En la vida hay que esforzarse.
- Haz daño antes de que te hagan daño.
- No muestres tus sentimientos.
- No muestres tus debilidades.
- Hay que ser serio.
- Más vale malo conocido que bueno por conocer.
- No eres capaz.
- Esto es imposible.
- La vida hay que ganársela.
- De pequeño/a eras… malo, llorón, miedica, flojo, lento, torpe, bruto, desastre,…
- De joven eras… irresponsable, borde, pasota, desastre,…
- A ti no se te da bien…
- Tu nunca has sido bueno en…
- Tú eres así…. como tus padres, abuelos,…
- Hay que trabajar duro.
- Hay que ser alguien en la vida.
- En nuestra familia somos…
- Nadie te va a regalar nada en esta vida.
- Lo que pasa dentro de la familia no se cuenta.
 
Si te acuerdas de ellas, es porque de alguna manera sigues repitiéndotelas a ti misma, y mientras sigas creyendo eso no vas a poder saber el potencial que tienes. En realidad, una afirmación es cualquier cosa que digas o pienses. Mucho de lo que decimos y pensamos es bastante negativo y no nos crea buenas experiencias.

Si deseas mejorar tu vida, tienes que reeducar tus pensamientos y hablar de forma positiva.
Las Afirmaciones abren puertas. Son puntos de partida en el camino hacia el cambio. En esencia, le estás diciendo a tu subconsciente: Me hago responsable de mi vida. Sé que puedo hacer algo para cambiar. 

Cuando hablamos de hacer afirmaciones, nos referimos a elegir palabras que te ayudan a eliminar algo de tu vida o a crear algo nuevo en ella.


Cada pensamiento que tienes y cada palabra que pronuncias son una afirmación, por lo que vale la pena poner conciencia en qué contenido hay y que dirección en lo que pensamos y decimos.  

 

Cómo crear afirmaciones que contrarresten las creencias:

- Escribe en presente, eso te permite sentirlo como real, como algo que ya es así.
- Escribe en positivo: centra tu atención en reafirmar tus cualidades más que en negar tus límites o dificultades.
- Escribe frases cortas y sencillas, que tengan sentido para ti y que sean fáciles de recordar.
- Para cada una de las creencias limitantes que has identificado, escribe al menos una afirmación positiva que transmita lo contrario.
- Repítelas tantas veces como puedas, pon atención a tu respiración, endereza tu cuerpo,…
- Cuando las leas, acuérdate no sólo verbalizarlas, sino acompañarlas de emoción.
 
Ejemplos de afirmaciones:

- Soy completamente capaz
- Mi cuerpo está lleno de salud y bienestar
- Me quiero y me acepto tal y como soy
- El mundo es un lugar maravilloso lleno de oportunidades
- Puedo lograr lo que me propongo
- Cada día mi salud aumenta de todas las formas posibles
- Amo cada centímetro de mi cuerpo
- Me reciben con amor allá a dónde voy
- Hoy es un día estupendo
- Hoy me esperan grandes experiencias
- Todas mis experiencias son una aventura maravillosa
- Acepto un trabajo donde puedo utilizar todos mis talentos creativos y habilidades
- Estoy rodeado de compañeros de trabajo maravillosos

 

Elige una o dos que para ti sean más significativas y tengan más impacto en ti, y repítelas durante el día tantas veces como sea posible.

Incluso puedes decírtelas en voz alta mientras te miras en un espejo, de esa manera vas a interiorizarlas muchísimo más.

"Repetir afirmaciones es elegir conscientemente tener ciertos pensamientos que generarán resultados positivos en el futuro. Las afirmaciones positivas van más allá de la realidad del presente y crean el futuro a través de las palabras que utilizas en el ahora." Louise L. Hay

 

Sonia Campos Magallanes

 

Imprimir Correo electrónico

Recibe nuestras Noticias

Introduce tu nombre y email recibirás artículos, ejercicios y nuestras actividades. :O)
Estoy de acuerdo con el Términos y Condiciones
We use cookies

Usamos cookies en nuestro sitio web. Algunas de ellas son esenciales para el funcionamiento del sitio, mientras que otras nos ayudan a mejorar el sitio web y también la experiencia del usuario (cookies de rastreo). Puedes decidir por ti mismo si quieres permitir el uso de las cookies. Ten en cuenta que si las rechazas, puede que no puedas usar todas las funcionalidades del sitio web.